Normalmente cuando compramos un dispositivo y nos lo dan dentro de su embalaje original, con todos sus accesorios, sin marcas visibles de uso, pensaríamos que se trata de un dispositivo nuevo, al menos como tal lo has pagado al pasar por caja, como tal te han dado tu ticket que te sirve como comprobante de la fecha de adquisición, fecha a partir de la cual empieza a contar la garantía...

Pero vaya, parece que ahora el ser tú el que desembalas un producto no te asegura que hayas sido el primer propietario, o al menos eso es lo que tengo que pensar a la vista de lo ocurrido con Fnac España.

Antecedentes

Con fecha 29/10/2013 compramos en Fnac Plaza de España (Zaragoza) un Fnac Phablet 5 que a los días (18/11/2013) tuvimos que mandar al servicio técnico por un fallo en el altavoz, la verdad es que desde bq Servicio Técnico lo tramitaron con mucha agilidad y el día 27/11/2013 ya estaba el terminal reparado y camino de casa.

El terminal funcionó desde entonces sin problemas, hasta que un día se cayó al suelo 21/01/2014, como lo habíamos asegurado en el momento de la compra se dio** parte al seguro** y tras muchas vueltas el 13 de febrero resolvieron la incidencia autorizándome a la retirada de equipo nuevo.

Así lo hicimos, con la carta de resolución nos presentamos en la Fnac y solicitamos un nuevo equipo que sustituyera al anterior.

Como no tenían Stock del mismo modelo el día 14/02/2014 nos propusieron coger uno de gama superior, en este caso un bq de 5,5", el cual al llevarlo a la oficina vimos que a pesar de ser un dispositivo estupendo, era demasiado grande para llevarlo comodamente en el bolsillo, por lo que procedimos a su devolución el día 15/02/2014...

Casualmente al comentar el motivo de devolución en Fnac Plaza de España de Zaragoza nos dijeron espera que nos ha entrado uno, así que si quieres te lo podemos cambiar por el Fnac Phablet 5 como el que tenías

Obviamente no lo pensé dos veces, estaba muy contento con mi terminal, cubría mis necesidades y si podía tener uno igual al que se rompió me parecía estupendo.

Me lo dieron, lo pagué y lo he estado utilizando hasta el día de hoy 16/06/2014

La sorpresa

Hacía ya unos días que notaba que el teléfono no cargaba correctamente, la batería no llegaba al 100%, y ayer mientras volvía de Alicante en el AVE me di cuenta de que el conector micro-USB estaba "raro", tras comentarlo en twitter me han contestado desde bq indicándome que la avería podía ser que estuviese cubierta por la garantía del dispositivo, me han facilitado los datos de contacto y he llamado para abrir la incidencia.

Y ha sido al dar el número de serie del dispositivo cuando me han dicho ***pero este dispositivo ya lo había mandado a reparar en febrero***.

Y claro yo le he contado a la amable operadora toda la historia que acabáis de leer, pensando que había puesto mis datos y le salía que yo había mandado un dispositivo previamente,hasta que ella me ha aclarado que no, que ese dispositivo cuyo número de serie le había dictado había estado con anterioridad en el SAT por una avería en el micrófono, que lo habían reparado y mandado de vuelta a FNAC.

Tal ha sido la rotundidad con la que me lo ha dicho que no me ha quedado otra que contestar un bueno vale, abre la incidencia y veamos que fecha de compra consta en vuestras bases de datos.

Cuando me ha llegado la autorización de prearación en el servicio técnico no sabía si reir o llorar, constaba que el teléfono había sido comprado el 23/01/2014, fecha en la que yo todavía tenía el teléfono que fue sustituido por la aseguradora...

Vamos que todo esto era muy extraño y como tal lo he comunicado via twitter a bq y a fnac, y como siempre ha sido la cuenta de bq la primera en contestar, con rapidez se han puesto en contacto desde la cuenta de soporte de bq


--- ---

Y esta vez desde bq soporte han involucrado a la cuenta de Fnac, y estos a su vez se han puesto en contacto para que les diese la información sobre lo sucedido.


---

Conclusiones

Ahora sólo queda ver cómo evoluciona por un lado la reparación del dispositivo, a ver cuantos días me quedo sin teléfono, y ver que explicación pueden dar desde Fnac a lo sucedido, imagino que habrá sido un error humano no acacable a la empresa, pero me fastidia enormemente el pensar que no puedo confiar en que lo que me entreguen en este establecimiento no haya sido empleado con anterioridad por otra persona.

No se, dependiendo de la explicación que puedan darme tendremos que valorar si seguir comprando en este establecimiento o si tenemos que recurrir a otros, aunque cada día quedan menos tiendas físicas en las que poder comprar con confianza y seguridad.

Lo que si quiero decir es que mi experiencia personal con el bq / Fnac phablet 5 considero que ha sido un excepcional porque el resto de terminales que hemos comprado de esta marca han funcionado desde el día de su compra hasta el momento de escribir este post a la perfección.